ANTONIO MARTÍN ORTIZ: COMIENZA, TIERNO NIÑO, A RECONOCER A TU MADRE CON UNA SONRISA:INCIPE, PARVE PVER, RISV COGNOSCERE MATREM(VIRGILIO, BUCÓLICA IV, 60)
ANTONIO MARTÍN ORTIZ
EN ESTA POSICIÓN ME HE PASADO LA MAYOR PARTE DE MI VIDA.
AQUÍ Y ASÍ ME TENÉIS.

Omne tulit punctum qui miscuit utile dulci.
OMNE TVLIT PVNCTVM QVI MISCVIT VTILE DVLCI.
(Q. Horatius Flaccus, Epistula ad Pisones, 343)
Ganó todo mérito el que mezcló lo útil con lo agradable.

VERANO DE 1964 EN SAINT CIERS DU TAILLON [Charente Maritime], Francia

<strong>VERANO DE 1964 EN <em>SAINT CIERS DU TAILLON [Charente Maritime], Francia</em></strong>
Mi padre [R.I.P.], un amigo (Josep Ma. Riba i Armenter [R.I.P.]), mi hermana Simona, yo mismo, mi hermana Rosario,
mi hermano Pepe, mi madre [R.I.P.], otro amigo (Josep Amiell):
PATRI MATRIQVE MEIS IN MEMORIAM: Descansen en Paz los dos juntos
.
"Cuando uno ha perdido a su padre y a su madre, se ha quedado sin referencia al pasado".
(Frase mía, que yo, como bien nacido, les dedico a quienes me dieron la Vida y me abrieron el Camino para ser Feliz)
A mí, lo mismo que a Ovidio (Tristia, I, III, 4):
Labitur ex oculis nunc quoque gutta meis.
Todavía ahora se me resbala una lágrima de los ojos, los míos.

Recojo y comparto la frase, más optimista, de mi amigo Carlos Hernández, Chacien: ”Lo que en verdad mata es el olvido”.
No es mi caso, porque yo, estas cosas, no las olvido.

EQUITACIÓN AL SON DE POLCAS VIENESAS

Si quieres disfrutar de la maravilla de ver a los caballos de la Escuela Española de Equitación de Viena danzando al son de las polcas de los Strauss,
PINCHA EN UNO DE LOS ENLACES SIGUIENTES:

1) Spanish Riding School Vienna
2) Spanische Hofreitschule
3) Beliebte Annen-Polka
4) Best Equestrian Art School of Europe 251107.
Ejercicios de doma de caballos
Νενικήκαμεν
ΝΕΝΙΚΗΚΑΜΕΝ
[Nenikékamen]
Hemos vencido.
ΣΥΡΙΖΑ: PODEMOS
Αλέξης Τσίπρας
20-IX-2015
Δημοψήφισμα για τη συμφωνία στις 5 Ιουλίου
Referéndum sobre “El Acuerdo”
[Es decir, la Capitulación de Grecia: La Esclavitud]
el 5 de Julio.
Como en Atenas, tras la Victoria sobre los Persas en Maratón, el 490 aC., las gentes de Bien, PODEMOS decir, con los Griegos [Unos 11.000 Griegos valientes derrotaron a unos 25.000 Persas bien armados]: 
Νενικήκαμεν 
ΝΕΝΙΚΗΚΑΜΕΝ 
[Nenikékamen] 
Hemos vencido.

martes, 27 de abril de 2010

COMIENZA, TIERNO NIÑO, A RECONOCER A TU MADRE CON UNA SONRISA:
INCIPE, PARVE PVER, RISV COGNOSCERE MATREM
(VIRGILIO, BUCÓLICA IV, 60)

Rosario, Ana (Mi parte femenina), Simona, Alex, Yolanda, Javier

COMIENZA, TIERNO NIÑO,
A RECONOCER A TU MADRE CON UNA SONRISA:
INCIPE, PARVE PVER,
RISV COGNOSCERE MATREM
(VIRGILIO, BUCÓLICA IV, 60)

MUCHOS SON LOS PRODIGIOS,
PERO NO HAY NADA MÁS PRODIGIOSO QUE EL SER HUMANO
(Sófocles, Antígona, 332)

Πολλὰ τὰ δεινὰ κοὐδὲν ἀνθρώπου δεινότερον πέλει
[Pol•lá ta deiná koudén anthrópou deinóteron pélei]

ALEX HA EMERGIDO A LA VIDA: TAMBIÉN ES UN PRODIGIO

Para no romper con mi costumbre, recurro a Virgilio para celebrar el nacimiento de Alex, el que es hijo del hijo de mi hermano Pepe. Entre todos nosotros la Felicidad es ahora grande. ¡Bienvenido sea Alex a la Vida! Aquí ha irrumpido en la Existencia la esencia del AMOR OMNIBVS IDEM (Vergilius, Georgicon liber quartus, 244) [EL AMOR ES EL MISMO PARA TODOS].

Los preciosos versos que siguen están tomados de la CUARTA BUCÓLICA, también de VIRGILIO.

Mas para ti, ¡oh niño!, la tierra sin cultivo derramará en primicias como ofrendas las hiedras trepadoras por doquier con bácara y las colocasias mezcladas con el riente acanto. Las cabrillas, de su grado, tornarán a casa con las ubres retesadas y de los corpulentos leones no estarán miedosos los rebaños; tu misma cuna derramará en tu honor delicadas flores. Perecerá la serpiente y también perecerán las falaces hierbas venenosas; doquiera ha de nacer el oriental amomo (18-25).

Comienza, tierno niño, a reconocer a tu madre con tu sonrisa (que diez meses produjeron a tu madre largos trastornos, comienza tierno niño (*), que los que no sonrieron a su madre ni un dios juzgó a tal digno de su mesa ni una diosa de su tálamo (60-63),

(*) No es que los Romanos creyesen que el embarazo durase diez meses. Es que ellos sabían que el parto se producía al décimo mes.

(Traducción de Tomás de la Ascensión Recio García y Arturo Soler Ruiz)

Texto Latino, con algunas modificaciones de grafía

At tibi prima, puer, nullo munuscula cultu
errantis hederas passim cum baccare tellus
mixtaque ridenti colocasia fundet acantho.
Ipsae lacte domum referent distenta capellae
ubera nec magnos metuent armenta leones;
ipsa tibi blandos fundent cunabula flores.
Occidet et serpens et fallax herba veneni
occidet; Assyrium vulgo nascetur amomum.
(18-25)

Incipe, parue puer, risu cognoscere matrem:
matri longa decem tulerunt fastidia menses.
Incipe, parve puer: qui non risere parenti,
nec deus hunc mensa, dea nec dignata cubili est.
(60-63)


Copyright de la imagen: Javier, el flamante padre de Alex, que, entre emociones, alegría, nervios y responsabilidad, y yo qué sé qué, ha encontrado tiempo para mostrarnos su faceta de tomador de imágenes.
Si quieres ver más imágenes, acompañado de su prima Ana y su primo Sergio, PINCHA AQUÍ MISMO

24 comentarios:

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

ANTONIO...más felicidad para celebrar, me alegro por ti y por los tuyos y tuyas:
ALEX...FELIX SEMPER !!!!!
Jústamente en el último relato de Quinto, asoma una vida infantil, la de su hijo "ignoto".
Este JUEVES será el último Quinto, casi seguro, lo he terminado, me quedaran las correcciones y esa infinita tristeza de cuando acaba una novela.
Os deseo lo mejor amigo, de corazón, un bsito a Alex y a ti.

Soledad Sánchez M. dijo...

Afortunadamente, la vida nos bendice con la llegada de los niños.
Traen la ilusión, y como un hilito de palomas para hacernos un collar de buenos momentos.
Los niños nos borran la tristeza, y obligan a que miremos adelante.

Antonio, me alegró muchísimo, y me alegro de que compartas con nosotros estas buenas noticias.

Hago extensivo, para Alex, mi poema "Vida nueva", y especialmente para sus padres, que comienzan una etapa maravillosa.

Emotiva, muy emotiva -y perfecta en el amor que desprende- la foto que adorna hoy tu blog. Sé que quienes faltan en ella están contigo, con todos nosotros. Porque viven en nuestro recuerdo y nuestro corazón.

Para ti y los tuyos, a quienes tanto quiero, os envío un beso muy fuerte y mis mejores deseos de que disfrutéis de la belleza de los pequeñines de la casa.

S.

Ar Lor dijo...

Felicidades querido amigo Antonio.
Nacer en tu familia es ser acunado por los versos de Virgilio, y no se puede desear nada mejor.
¡Qué hermosos versos!¡Qué altura vertiginosa la de Virgilio.
Y este "tierno niño" al que regalas los versos, cuando pueda leer, tendrá además, alguien, que le explicará amorosamente el significado de los mismos.
Un saludo, querido amigo Antonio

Fernando dijo...

Amigo Antonio: felicidades por tan buenas noticias. A este ritmo vas a tener que montar una guardería infantil en tu casa, porque observo que quieres mucho a los niños y a todo tu estupenda familia. Esos niños van a tener la oportunidad de leer a Virgilio desde pequeñitos. ¿que siempre tengan esa oportunidad contigo! Un fuerte abrazo.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Mi gran amiga Soledad Sánchez Mulas ha tenido un gesto de ternura y generosidad sublime al publicar en su blog la fotografía de mi familia que encabeza este blog mío, en la que aparecen mi padre, mi madre, mis hermanos, y dos amigos. La ha titulado: LA BELLEZA DE LA SENCILLEZ. Muchísimas gracias, Querida Soledad. No puedo abstenerme de incluir aquí también el comentario de agradecimiento que le he hecho.

Amiga Soledad, eres muy grande, pero que muy grande.

Antonio

Amiga Soledad,

En cuanto que he abierto el ordenador, un nuevo día ha nacido para mí, y los motivos son varios. En primer lugar, compruebo con enorme satisfacción que me encuentro ante mi querida Soledad, la de toda la vida, la que está llena de energía y de empatía hacia los demás, la que ama a todos los que la rodean, y también se ama a si misma (que eso es lo más sano que hay, porque, como bien dice el refrán, el auténtico amor comienza por uno mismo).

Luego me encuentro con esa fotografía, de la que yo dispongo desde hace unos días solamente, porque me la envió un amigo que se dedicaba a recopilar datos de su época de adolescencia.

En ella aparecen los que me dieron la vida, mi padre, al que tuve poca oportunidad de conocer, porque falleció en 1967, tres años después de esa fotografía. Esa fotografía me ha arrancado más de una lágrima de los ojos, porque siempre he llevado, y llevo, en mi alma y mi corazón, la herida de la muerte de mi padre, que fue, y sigue siendo, la persona más grande que ha pasado por mi vida. Dura fue su vida, muy dura, más de lo que cualquiera pueda imaginarse. Un cáncer se lo llevó de este mundo un día de Los Santos Inocentes (quizá la fecha no sea casual), y dejó viuda con cuatro hijos pequeños, los cuatro a cargo de su digna esposa, que era mi madre. Nos dejó el camino abierto a todos, pero ese camino, que él, mi padre, nos abrió, lo fue llenando de Amor mi madre (¡Bendita sea!), que le sobrevivió en estricta viudedad más de cuarenta años, los suficientes para que sus cuatro hijos ocupasen un lugar digno en este mundo.

Mi madre murió, como mi padre, rodeada de sus cuatro hijos, y, en el caso de ella, con la certeza de que sus hijos, los cuatro, tendrían una vida digna. Mi padre murió con la angustia de no saber si nosotros saldríamos adelante, pero mi madre se despidió de nosotros con el convencimiento de que el camino que había abierto mi padre era el mejor de todos.

Yo, que estoy acostumbrado a leer las Tragedias Griegas, no encuentro tragedia mayor que la que fue la vida de mi padre, pero, a diferencia de las Griegas, la tragedia de mi padre tuvo buen fin.

Quiero que esto sirva de homenaje a mi padre, al que yo considero el hombre más inteligente y más grande que ha existido, aún a sabiendas de que a duras penas sabía leer y escribir, pero es que la Inteligencia (con mayúscula) es otra cosa.
(Continúa)

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...


(Continuación)
Si observáis bien la fotografía, podríais sacar una conclusión incorrecta: la diferencia de edad entre mi padre y mi madre era de sólo dos años. Es ésta la imagen de mi padre ya enfermo, pero también tengo que decir que él continuó trabajando, y trabajando duro, hasta unos meses antes de su muerte. Haced los cálculos convenientes y sacaréis conclusiones.

Los héroes Griegos todos, esos que yo tanto admiro, comparados con mi padre, no tienen relevancia alguna.

Tengo que decirte, querida Soledad, para que lo sepa todo el que te lea, que tú eres una mujer de gran valía e infinita generosidad. No puedes, o sí que puedes, imaginarte la ilusión que nos ha hecho a todos este detalle tuyo tan delicado.

Yo, como buen hijo que soy de quienes me dieron la vida, tengo que reconocer que mi padre, Pepe, y mi madre, María Gracia, se merecen este homenaje.

No sé cómo, pero estoy seguro de que ambos estarán ahora más felices que nunca, al comprobar que la huella que dejaron en este mundo permanece todavía.

Y, como no podía faltar ningún detalle, ahí está ese homenaje que haces, querida Soledad a nuestras amigas Isabel Barceló, Isabel Romana, y a Elena Clásica, Elena Pascual. Me sumo con mucho gusto a ese homenaje que tan merecido es por las dos.

Querida Soledad, Amiga Soledad, ¡que los dioses te bendigan, que la alegría te acompañe siempre, y que la grandeza de tu espíritu se vaya manifestando de la forma que tú sabes hacer, que es la mejor!

Como no podía ser de otra forma, y no me avergüenzo de decirlo, también ahora, una lágrima (de alegría y emoción, claro) se me resbala por las mejillas.

¡Que Dios te bendiga a ti y a todos los tuyos, amiga Soledad!

Un beso y un abrazo muy tiernos.

Antonio

Chacien dijo...

Amigo Antonio,

Me congratulo por tan buena nueva. Verdaderamente la vida es un prodigio en cualquiera de sus manifestaciones. Particularmente le deseo que el hijo de su sobrino le regale con una bella y candorosa sonrisa cuando llegue a reconocerlo.

Por otra parte, a mí también me ha llamado la atención esa fotografía familiar que sitúa en el encabezado, la cual me suscita un gran sentimiento de nostalgia aun sin conocer a la mayor parte de sus protagonistas. En cuanto a una frase suya que sirve de comentario: "Cuando uno ha perdido a su padre y a su madre, se ha quedado sin referencia al pasado", permítame que discrepe y que, dándole un enfoque un poco más optimista, la complemente con un lema propio: "Lo que en verdad mata es el olvido", para así hacer hincapié en algo a lo que ya ha aludido, con mucho entendimiento, su amiga Soledad: que nuestros seres queridos no llegan a estar muertos del todo mientras permanecen en nuestro recuerdo (que aún puede ser muy entrañable) y que dicho recuerdo es una referencia inequívoca al pasado sin perjuicio de constituir el más leal y cumplido homenaje de nuestro amor por ellos. Quien ama no olvida; quien es amado (recordado), de algún modo, nunca muere.

Un abrazo muy afectuoso.

elena clásica dijo...

Mi querido Antonio:

Este año ha vuelto a nacer el sol, que se llama Alex, y nos ha iluminado con su presencia en el mundo.
¡Bienvenido seas Alex, prodigio del cielo que llueves como un niño feliz y sonriente!

Tiene que ser allí en la casa de la felicidad, donde resuenan las palabras de los Clásicos, donde las voces se vuelven poesía o música desgarrada, en el hogar de la familia de Antonio Martín Ortiz donde se desliza Alex a respirar rosas de pétalos y de óleos.

Ya llegó Carla cargada de amor y ahora vienes tú a conocerla y sonreírle.

Sé bienvenido, hermoso niño a este mundo al que traes tanta armonía y al que ya le has pintado una nueva sonrisa llena de fuerza e ilusión. Nunca olvides como iluminaste la alegría de los que te aman, como has irradiado tanta paz a los que te hemos podido ver asomado, tan chiquitito, al blog de la maravilla clásica.

Mi felicidad se desborda ante la carita de este pequeño, la luz que traspasa a la familia, y el momento espiritual que a todos nos reúne con este motivo.

La fotografía que compartes con nosotros y que abre tu blog, querido Antonio, es la belleza de la vida misma y del amor y el cariño que nadie te podrá nunca arrebatar, pues en ti vive inmortal y en el recuerdo que perpetúas.

Por si todo ello fuera poco, aparece como la maga que es, nuestra poetisa, a vislumbrar la Verdad, así como si fuera sencillo, vertiéndola con tanta claridad, nuestra ínclita poetisa, la más bella entre todas las dulces poetisas que han sido y serán: la lírica hecha mujer, nuestra Soledad Sánchez Mulas, y generosa como es ella, siempre pensando en los demás, nos vuelve a alumbrar.

¿Qué puedo yo decir ante todas estas emociones?
Sólo agradecer al Universo que me ha puesto en vuestro camino.

Sólo volver a contemplar la carita de Alex y releer este Poema que hace temblar "Vida nueva" de Soledad, pues de ella es la palabra y ante ella me extasío.
Éstas son, sin duda, las alegrías de la existencia humana, éstos son los momentos en que el Universo demuestra que está vivo y en expansión.

Mi más sincera felicitación a la familia, y mi más sentido cariño para los dos grandes:
Antonio Martín Ortiz y Soledad Sánchez Mulas.

Mi abrazo gigante para todos.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Muchas gracias, Querida Natâlia, por tu felicitación para Alex. Es verdad: todos estamos muy felices. Luego me paso a ver qué pasa con tu Quinto, y cuáles son sus nuevas aventuras.

Un abrazo, Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Muchas gracias, Querida Soledad, por tu enhorabuena para Alex, sus padres, y todos los que lo queremos, entre los que también estás tú. Tus palabras rezuman, como siempre, Amor y simpatía. Cuando uno te lee, se da cuenta al momento de que lo tuyo son palabras poéticas, preñadas de hondo sentimiento y empatía.

Gracias por ofrecernos tu poema Nueva Vida, también ahora para Alex y sus padres, como lo es desde hace ya más de un mes para Carla y los suyos. Podrás comprobar que ya está situado en lugar de privilegio en mi columna lateral. También podrás comprobar que he puesto un enlace a esa preciosa prosa que nos dedicas a propósito de la fotografía en la que aparecemos todos.

Mi sincero agradecimiento y un gran abrazo, Querida Soledad, Amiga del Alma.
Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Amigo Ar Lor,

Muchas gracias por tus buenos deseos para Alex, y por la buena perspectiva de vida que le das, con los versos de Virgilio a la vista en su futura formación. Ten por seguro que será así, y que también se deleitará con los escritos de tus blogs, que siempre desprenden Sabiduría y Sensatez.

Te envío un sincero abrazo,

Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Ya lo ves, amigo Fernando: tenemos, contrapuestos, el reluciente nacimiento de Alex, un fenómeno de la Vida, y el precioso poema tuyo dedicado al Cuervo, que, no por ser un animal que se nutre de la Muerte, tiene menos derecho a vivir. Son los contrarios que se conjuntan y se complementan, porque la Vida no se concibe sin la Muerte.

Precioso es también tu poema,en el que describes lo que es natural porque el cuervo también forma parte de la Vida.

Me ha gustado la sugerencia de la guardería: me lo pensaré, pero no te hagas demasiadas ilusiones, porque esa parte de mi vida está suficientemente satisfecha.

Otra cosa: el pequeño Alex leerá a Virgilio con seguridad, y también te leerá a ti, tus magníficos poemas.

Un gran abrazo, amigo Fernando.

Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Amigo Carlos Hernández, Chacien,

Vaya por delante mi agradecimiento por la bienvenida a Alex, y por haberte fijado en ese detalle, tan entrañable para todos nosotros, de la fotografía en la que recojo la memoria de los que me dieron la vida. Es una fotografía que siempre mantendré en la memoria. Es todo un conjunto de emociones para mí y los que aparecemos en ella.

Me encanta y me gusta tu comentario que, como siempre, da en la diana, y siempre endereza algún entuerto, o, como en este caso, lo que puede parecer un entuerto. Cuando yo digo:

Cuando uno ha perdido a su padre y a su madre, se ha quedado sin referencia al pasado

lo que quiero significar es que nos falta ya la persona física que nos puede contar y recordar las anécdotas de nuestra Infancia, que podemos haber olvidado. Es ésta la referencia a la que aludo.

Como podrías suponer, porque entiendo que me conoces lo suficiente, comparto totalmente tu frase:

Lo que en verdad mata es el olvido

que, como podrás comprobar, he añadido al pie de la imagen en cuestión.

Repito: es todo un placer comunicarme contigo, porque tú, amigo Carlos, tienes un pensamiento y una forma de opinar tan exquisitos que siempre se aprende algo de ti, y este algo es siempre positivo.

De verdad, muchas gracias, amigo don Carlos, y un gran abrazo.

Antonio

Fernando dijo...

Amigo Antonio: Cada vez que leo y releo tus entradas, más fotografías entrañables aparecen. Mi poema "El cuervo" nada tiene que ver con la ternura de esas fotografías familiares y de esos niños tan pequeños y adorables. Por eso, un poco como correspondenia, me he permitido añadir a mi entrada el soneto "A un petirrojo", que me hará parecer menos "depredador". Gracias por tu comentario y un abrazo.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Amigo Fernando,

Tu sensibilidad es exquisita. Desde luego que te agradezco la publicación del soneto A un petirrojo, que es precioso, y mucho más apropiado para regalárselo a nuestro Alex. Puedes estar seguro de que él, al igual que todos, te lo agradecerá enormemente.

No obstante, sigo pensando que El Cuervo también tiene derecho a la Vida, y seguro que él también encierra cosas positivas, aunque su aspecto sea un tanto… desagradable. Pero, me digo yo, ¿qué culpa tiene El Cuervo de ser él mismo.

Es todo un placer este tipo de comunicación contigo, egregio amigo Fernando.

Un abrazo,

Antonio

Fernando dijo...

Amigo Antonio: tu comentario a Estela, profesora de italiano en Argentina... Dejémosla pensar que el hombre es bueno.. Por cierto, te agradecería leyeses mi entrada "Sonetos y Pintura", y coloques esos cuadros que elegí para decorar algún sitio de tu casa. ¡Te gustarán! Un fuerte abrazao.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Más vida nueva, es primavera !viva Flora! y Carla y Alex y Marc, el hijo que les nació ayer al compañero Pep y a la compañera Neus. !Ave! tiernas criaturas, dulces esperanzas.

Antonio, colgué mi último Quinto y el lunes dejaré una despedida especial. Estoy agotada por muchas razones, aunque feliz por la tarea hecha pero melancolica, cansada y con algún problemilla de salud que superaré, seguro.

Te seguiré ¿cómo no? tus palabras y tus retazos de belleza clásica son un bálsamo del cual no prescindiré. Bsitooos a las criaturas, a sus familias y a ti, amigo.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Querida Elena, Φίλη Ἑλένη, Amiga Elena, Elena Clásica,

Uno se lee tu comentario al nacimiento de Alex, y a la fotografía que abre mi blog, y no puede contestar al momento, por la sencilla razón de que tu comentario merece una contestación digna, que esté, si no a la altura, porque eso es imposible, por lo menos cerca de lo sublime de lo que tú escribes. Es ése el motivo por el que, antes de escribir, necesito reflexionar, como si de una gestación se tratase.

No se te olvida ningún detalle: aludes a la alegría de los padres, y de todos nosotros, también a la tuya, y le auguras un futuro prometedor al recién nacido. No te olvidas de lo que esa fotografía tan entrañable, la que encabeza mi blog, representa para quien esto escribe, porque me remite a mis orígenes, humildes, como bien anota nuestra querida Soledad Sánchez Mulas, pero nobles en el mejor de los sentidos.

Remites a los sentimientos más profundos y lo haces de una forma entrañable, estilo que yo, como bien sabes, te agradezco profundamente.

Te lo he dicho más de una vez, y no me cansaré de repetirlo: cuando te pones a escribir, no hay quien te iguale. De buen seguro que lo que escribes es un reflejo de lo que sientes por dentro, y de lo que es tu Vida y tu Existencia. Creo que ya nos vamos conociendo bastante, y no me canso de repetirlo, que es un placer de los más exquisitos contar con tu amistad, y compartir de alguna manera tus sentimientos, sentimientos nobles y transparentes siempre.

Lo decía Catón el Viejo: Rem tene, uerba sequentur [Domina el tema, que las palabras fluirán]. Es éste tu caso. Igual resulta que te es tan fácil escribir bien, porque lo que escribes es como un espejo de quien eres y de cómo eres.

Recibe todo mi agradecimiento y el más profundo sentimiento de amistad auténtica, y de admiración.

Un gran abrazo de parte mía, y de todos los que están próximos a Alex y a Carla.

Antonio

antonijoan dijo...

ANTOÑITO DE MI VIDA, NIÑO ERES COMO YO

Dilman dijo...

Felicidades! a toda la familia y a usted amigo Antonio por esos hermosos seres que últimamente han llegado a esta vida.
Una de sus cualidades es la preocupación y celebración constante por los orígenes de la misma vida, sin duda que ello ha contribuído a su profesión de estar lo más cerca del nacimiento de las palabras, los discursos y de la verdad.
Muy conmovedor lo que cuenta de su padre y la posterior vida de su madre y sus hermanos que se vió recompensada por los logros que ustedes alcanzaron. Esa lucha y ese esfuerzo es la mayor de las herencias y legados que usted le puede conceder a las nuevas generaciones sean de su familia o cercanos a usted.
Todo esto hace que yo y muchos otros valoremos aún más su minucioso y dedicado trabajo cultural, pues con todo esto adquiere un sello de autenticidad vital.
Mis saludos Maestro!!!

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Amigo Dilman,

Este comentario tuyo, al nacimiento de mi consangúineo Alex, con su perfil Filosófico y Presocrático, es como una flor que adorna todos los comentarios anteriores. Tú siempre remites a los Orígenes, trátese del tema que se trate. En este caso remites a la Vida misma, a quienes me dieron la Vida a mí, que, por esencia y condición, deben ir y van en primer lugar. Efectivamente mi padre y mi madre merecen que sus hijos reconozcamos por siempre su Grandeza y el afán que pusieron por sacarnos adelante: todo lo que yo diga y haga será poco, si lo relaciono con lo que ellos se merecen. Te manifiesto mi más sincero agradecimiento por haber dejado constancia de ese detalle tan íntimo para mí.

Luego viene el nacimiento de Carla y Alex, que son como la consecuencia y continuación de todo lo anterior. Y es que la Vida se reproduce a sí misma, y se prolonga en los tiempos venideros. Hablando con tu lenguaje, tendríamos que remitirnos a Parménides, para dejar constancia, con él, de que el Ser es eterno e inamovible, al tiempo que es perfecto en todas sus manifestaciones. Todo ello puede encajar perfectamente con nuestro admirado Heráclito y su Πάντα ῥεῖ [Todo fluye, Todo cambia].

En definitiva, amigo Dilman, tu comentario es una delicia y su contenido adquiere el perfil de toda una forma de pensar y de Ser. Como diría Hegel: Es real porque es racional, y es racional porque es real.

Muchas gracias y un gran abrazo,

Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Amigo Antonijoan,

Me hace mucha ilusión que te pasees por mi blog y que disfrutes con lo que yo escribo. Eso tienes que saberlo, pero también tienes que saber que ya he pasado de la etapa de niño, porque los años pesan como el plomo, y lo tienes que saber por experiencia propia, porque, si los cálculos no me fallan, y ya sabes que yo era bueno también en Matemáticas, debes andar por los mismos años que yo, que no es que sean demasiados, pero tienen cierta consistencia.

Y otra cosa: a ver si haces el puñetero favor de no salirte del tema y felicitarme por el nacimiento de mis dos consanguíneos, Carla y Alex.

Un abrazo,

Antonio

NáN dijo...

Enhorabuena, Antonio, a todos los implicados. También quiero decir aquí lo que me ha gustado la foto de arriba.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Amigo NáN

Precioso ese poema a Teresa e impecable la descripción del Ojo inmóvil que haces en tu blog. Es el ojo capaz de una mirada pétrea, una mirada eterna.

Me encanta que te haya gustado la fotografía familiar que preside mi blog.

Un cordial saludo,

Antonio