ANTONIO MARTÍN ORTIZ: VRBEM ROMAM A PRINCIPIO REGES HABVERE: AL PRINCIPIO LOS REYES DOMINARON LA CIUDAD DE ROMA (PVBLI CORNELI TACITI "ANNALIVM LIBER PRIMVS" [1])
ANTONIO MARTÍN ORTIZ
EN ESTA POSICIÓN ME HE PASADO LA MAYOR PARTE DE MI VIDA.
AQUÍ Y ASÍ ME TENÉIS.

Omne tulit punctum qui miscuit utile dulci.
OMNE TVLIT PVNCTVM QVI MISCVIT VTILE DVLCI.
(Q. Horatius Flaccus, Epistula ad Pisones, 343)
Ganó todo mérito el que mezcló lo útil con lo agradable.

VERANO DE 1964 EN SAINT CIERS DU TAILLON [Charente Maritime], Francia

<strong>VERANO DE 1964 EN <em>SAINT CIERS DU TAILLON [Charente Maritime], Francia</em></strong>
Mi padre [R.I.P.], un amigo (Josep Ma. Riba i Armenter [R.I.P.]), mi hermana Simona, yo mismo, mi hermana Rosario,
mi hermano Pepe, mi madre [R.I.P.], otro amigo (Josep Amiell):
PATRI MATRIQVE MEIS IN MEMORIAM: Descansen en Paz los dos juntos
.
"Cuando uno ha perdido a su padre y a su madre, se ha quedado sin referencia al pasado".
(Frase mía, que yo, como bien nacido, les dedico a quienes me dieron la Vida y me abrieron el Camino para ser Feliz)
A mí, lo mismo que a Ovidio (Tristia, I, III, 4):
Labitur ex oculis nunc quoque gutta meis.
Todavía ahora se me resbala una lágrima de los ojos, los míos.

Recojo y comparto la frase, más optimista, de mi amigo Carlos Hernández, Chacien: ”Lo que en verdad mata es el olvido”.
No es mi caso, porque yo, estas cosas, no las olvido.

EQUITACIÓN AL SON DE POLCAS VIENESAS

Si quieres disfrutar de la maravilla de ver a los caballos de la Escuela Española de Equitación de Viena danzando al son de las polcas de los Strauss,
PINCHA EN UNO DE LOS ENLACES SIGUIENTES:

1) Spanish Riding School Vienna
2) Spanische Hofreitschule
3) Beliebte Annen-Polka
4) Best Equestrian Art School of Europe 251107.
Ejercicios de doma de caballos
Νενικήκαμεν
ΝΕΝΙΚΗΚΑΜΕΝ
[Nenikékamen]
Hemos vencido.
ΣΥΡΙΖΑ: PODEMOS
Αλέξης Τσίπρας
20-IX-2015
Δημοψήφισμα για τη συμφωνία στις 5 Ιουλίου
Referéndum sobre “El Acuerdo”
[Es decir, la Capitulación de Grecia: La Esclavitud]
el 5 de Julio.
Como en Atenas, tras la Victoria sobre los Persas en Maratón, el 490 aC., las gentes de Bien, PODEMOS decir, con los Griegos [Unos 11.000 Griegos valientes derrotaron a unos 25.000 Persas bien armados]: 
Νενικήκαμεν 
ΝΕΝΙΚΗΚΑΜΕΝ 
[Nenikékamen] 
Hemos vencido.

sábado, 19 de febrero de 2011

VRBEM ROMAM A PRINCIPIO REGES HABVERE:
AL PRINCIPIO LOS REYES DOMINARON LA CIUDAD DE ROMA (PVBLI CORNELI TACITI "ANNALIVM LIBER PRIMVS" [1])

Mi amiga Isabel Barceló, Isabel Romana, que tiene el blog MUJERES DE ROMA, está ahora escribiendo un libro sobre LA FUNDACIÓN DE ROMA, al estilo de DIDO, REINA DE CARTAGO, que ha tenido y está teniendo un éxito enorme. Desde aquí le dejo mis mejores deseos y mi felicitación por ese proyecto de gran envergadura. Ella adopta personajes reales, actuales, y los transforma en actores de su libro. A mí me ha tocado el papel de FAVSTVLVS / Faustulus (Fáustulus), el mayoral de los rebaños del rey Amulio.

Dejo aquí, para placer de todos, el comentario que le he dejado en su blog.

Vamos a ver, Querida Isabel,

Como dentro de poco tendrá que entrar en acción Fáustulus y su esposa Larentia, aquí dejo el texto Latino, que los introduce, con la correspondiente traducción al Castellano y al Francés. Siendo yo, como se pretende, que, en este entorno, sea Fáustulus, un fiel servidor de un maldito Rey, me gustaría aparecer así, aunque tampoco pueda librarme de las habladurías de los campesinos, en el sentido de que Larentia, mi digna esposa, era, en realidad, una prostituta. Ojos que no ven, corazón que no siente. Para mí, mi querida Larentia, es como esa Claudia,
cuyo epitafio puede leerse en mi espacio.

Texto en Castellano:

La tradición sostiene que, cuando el agua, al ser de poco nivel, depositó en seco la canastilla a la deriva en que habían sido colocados los niños, una loba, que había salido de los montes circundantes para calmar la sed, volvió sus pasos hacia los vagidos infantiles; que se abajó y ofreció sus mamas a los niños, amansada hasta tal punto que la encontró lamiéndolos el mayoral del ganado del rey –dicen que se llamaba Fáustulo-, y que él mismo los llevó a los establos y los encomendó a su mujer Larentia, para que los criase. Hay quienes opinan que Larentia, al prostituir su cuerpo, fue llamada “loba” entre los pastores y que esto dio pie a la leyenda maravillosa.

Traducción de José Antonio Villar Vidal –la mejor que conozco en Castellano-, en BIBLIOTECA CLÁSICA GREDOS, 144, Editorial GREDOS, Madrid, 1990) .
Tenet fama cum fluitantem alueum, quo expositi erant pueri, tenuis in sicco aqua destituisset, lupam sitientem ex montibus qui circa sunt ad puerilem uagitum cursum flexisse; eam submissas infantibus adeo mitem praebuisse mammas ut lingua lambentem pueros magister regii pecoris inuenerit -Faustulo fuisse nomen ferunt- ab eo ad stabula Larentiae uxori educandos datos. Sunt qui Larentiam uolgato corpore lupam inter pastores uocatam putent; inde locum fabulae ac miraculo datum.

(Titus Liuius, Ab Vrbe condita Liber Primus, 4, 6-7)

Traducción francesa, algo antigua:

S'il faut en croire ce qu'on rapporte, les eaux, faibles en cet endroit, laissèrent à sec le berceau flottant qui portait les deux enfants : une louve altérée, descendue des montagnes d'alentour, accourut au bruit de leurs vagissements, et, leur présentant la mamelle, oublia tellement sa férocité, que l'intendant des troupeaux du roi la trouva caressant de la langue ses nourrissons. Faustulus (c'était, dit-on, le nom de cet homme) les emporta chez lui et les confia aux soins de sa femme Larentia. Selon d'autres, cette Larentia était une prostituée à qui les bergers avaient donné le nom de Louve; c'est là l'origine de cette tradition merveilleuse.

¡Buena suerte a la estirpe de Marte y a quienes, de una forma u otra, les debemos mucho de nuestra Civilización!

Antonio (Fáustulus por momentos)


Don Carlos Hernández, Chacien, es un hombre que sabe de todo, y tiene un padre, Don Serapio, que de campo y de animales entiende más que nadie. Puede ello comprobarse con la lectura de su libro EL ZAGALILLO, que yo he leído muy gustosamente. Ambos han tenido la honestidad y el detalle de comunicarme que las imágenes que he puesto en este texto no son de lobas, ni de lobos, sino de un perro de raza Pastor Alemán. Yo tengo la ventaja de que, al relacionarme con personas que saben mucho más que yo, siempre aprendo, y éste es el caso de Don Carlos y su padre, Don Serapio, que, entre otras cosas, hace unas tallas en madera que son maravillosas.

Como es de Justicia darle a cada uno lo suyo, yo dejo aquí constancia de la Sabiduría y los Conocimientos de ambos, transcribiendo el comentario que me han enviado de forma privada, pero, como mis conocimientos en Informática son limitados, no me veo en la capacidad de cambiar ahora las imágenes, eliminando el perro y substituyéndolo por lobas.

Lo que sí le pediría a Vd., amigo Don Carlos, es que, si dispone de ellas, Vd. o su padre, me enviase por correo electrónico alguna o algunas imágenes de lobas, para que las incorpore al texto de mi exposición.

Reciban Vds. ambos, Don Carlos y Don Serapio, mi más profundo agradecimiento y mi afecto y admiración más que sinceros.
Antonio Martín Ortiz

Texto de Don Carlos y Don Serapio:

Amigo Antonio,

A mi padre y a mí nos complace que asuma usted, aunque sea en la ficción, el papel de Fáustulo, mayoral de ganados, por la natural simpatía que tan entrañable oficio nos provoca. Lo que no acabamos de entender es por qué ilustra los fragmentos que hacen alusión a la mítica loba con sendas fotos donde clarísimamente se muestra la imagen de un perro de raza pastor alemán.

No se confunda, querido amigo, con el nombre de archivo (Lupa) que tienen las fotografías, porque no existe ley o razón que impida que cualquiera le ponga a su mascota el nombre que le venga en gana, ya sea Lupa, Fifi, Gala, Loba, Negra, Sansona o Pitusa, que nombres más raros tengo yo oídos cuando un animal doméstico es llamado por su dueño.

El lobo es un animal salvaje con unas características morfológicas que le hacen inconfundible, sobre todo por la forma de la cabeza, con el morro más afilado que el perro; también está dotado con unas patas traseras más largas, lo que contribuye a dar forma a su peculiar silueta.

Perros como el de las fotos que ha puesto usted los vemos a diario por nuestras ciudades (no me diga que no ha visto usted alguno parecido), pero lobos de verdad yo sólo los he visto en la pantalla, en el zoológico y en los libros. Mi padre sí que ha visto lobos de verdad y se ha enfrentado con ellos (Mirabile dictu [Maravilloso es contarlo], que escribió Virgilio en Geórgicas, III, 275), como muy bien puede haber leído en El Zagalillo.

Saludos muy afectuosos.

Serapio y Carlos.

A continuación os dejo las imágenes de tres AUTÉNTICAS LOBAS, conseguidas por cortesía de Don Carlos Hernández, Chacien. y su padre, Don Serapio

12 comentarios:

elena clásica dijo...

Mi queridísimo Antonio:

Es un lujo precioso formar parte de esta obra de nuestra querida Isabel Romana, la gran escritora Isabel Barceló. Disfruté con enorme pasión de la lectura de "Dido Reina de Cartago", pero todavía no era yo asidua del mundo "bloggero" cuando se gestó, aún no la conocía siguiera cuando nació aquel maravilloso proyecto. En este caso, ¡yo también formo parte del elenco! y estoy feliz. Estoy viviendo la lectura de esta novela desde su misma construcción, como un ser vivo que se gesta en movimiento y con mucho sentimiento. Además, tengo un personaje increíble: soy la ninfa Silana, y mi espíritu se proyecta en el bosque del mismo nombre. Soy muy poderosa, y estoy acogiendo a Rea Silvia. Tengo una rabia contra los traidores, que... ya asistiré a su caída, ¡mi niña Rea Silvia aterrorizada por su culpa! Ya veremos, el que ríe el último, ríe mejor, nada menos que querían entrar en mi bosque, malditos sean.

Ay, que he entrado en mi papel con toda la fuerza. Ciertamente, es maravilloso estar ahí, que tantos amigos seamos personajes es un privilegio asistir a la creación de primera mano. ¡He aquí Fáustulo!
Me ha gustado mucho la explicación de la canastilla a la deriva de los pobres gemelitos y como la loba los salva, aquí entran en juego el mayoral y su esposa Larentia. Fantástica lección sobre el posible cambio semántico de la palabra "loba", a resultas de lo cual, el mito asumiría un sentido mucho más realista.
Y me ha encantado esa sabia filosofía de "el mayor desprecio es no hacer aprecio", por parte de Fáustulo hacia las habladurías sobre su esposa, para él, la mismísima Claudia, conocida para los iniciados de este espacio clásico, por el dulce epitafio que le fue dedicado.

Las personas que le darán vida a Fáustulo y Laurentia son muy especiales para mí y los siento muy cercanos. Los personajes, ahora, también estarán muy cerca de mí, Silana, y ya veremos qué pasa, pero ¡ojito con mi protegida Rea Silvia!

Isabel Romana es una escritora gigante y encantadora por ofrecernos esta creativa misión. Estoy feliz de formar parte de ella y de compartirla con mis queridos amigos.

Un abrazo gigante, querido Antonio y advierte a Fáustulo, besazos de tu admiradora Ἑλένη.

Isabel Romana dijo...

Muchas gracias, antonio, por este delicioso recordatorio de quien era Fáustulo, tu personaje. No sé por qué, intuyo que te va de maravilla o que tú le vas bien a él. Sí, creo que es esto último. ¿Con quién mejor que con un hombre honrado como Faústulo se hubieran podido educar los hijos de Marte? Tengo puesta mucha ilusión en este trabajo y me ilusiona, especialmente, que disfrutéis con él. Ese es mi estímulo y la principal recompensa. Un abrazo muy fuerte.

Chacien dijo...

Amigo Antonio,

Creo que le ha dado usted demasiada importancia al asunto este de las fotos. Cuando se lo comuniqué por correo privado sólo quería ponerle al corriente del error; plenamente justificable, por otro lado, puesto que usted, al parecer, no está familiarizado con estos animales.

Una vez que ha hecho usted público el asunto y ha incluido el texto de mi mail, no me parece mal, ya que es a usted a quien le hubiera cumplido ser más discreto con objeto de no evidenciar sus posibles deficiencias en materia del conocimiento de las diferentes especies animales. Pero está claro que es usted fiel a sí mismo en su determinación de no querer aparentar lo que no es, cosa que le distingue y que le honra.

Puesto que ya todo es consumado, me veo precisado de aclarar, justamente, para que no parezca lo que no es, que cuando afirmo en el mensaje que mi padre se ha enfrentado a los lobos no quiero decir con ello que en alguna ocasión haya entablado una lucha cuerpo a cuerpo con un lobo (lo cual sí sería maravilloso poder contarlo), sino que se ha visto precisado de dar voces para ahuyentarlo o que ha tenido que levantarse, hasta varias veces en una misma noche, para apoyar a los perros porque lo estaban barruntando: verlo, lo que se dice verlo, sólo lo ha visto de lejos. Mi abuelo y los hermanos de mi padre sí que tuvieron algún contacto más directo, como queda perfectamente reflejado en "El Zagalillo".

Un abrazo muy afectuoso.

Nazaríes dijo...

Don Antonio paso a saludarlo y al leer su entrada.

Por cierto preciosa portada de Trevélez, se puede respirar el aire puro que baja de la Sierra y el frescor del río.

Precioso me ha encantado.

Un abrazo

Old Nick dijo...

Broma era entre Romanos,
Tener por Madre una Loba,
que muy bien lo Comprobaban
sin Esculturas ni Coba,
los que a éllos se Enfrentaban
y Caían en sus Manos...
La Loba, era un Animal,
Fuerte, Peligroso y Fiero,
en su Faceta Real.
Más también en "Gallofero",
-puro Latín Coloquial-
desde el Pastor al Melero,
LOBA, solían llamar
a la Mujer que Gozar
por "especies" o Dinero...
Y así los Pueblos Vencidos
y los esclavos Vendidos,
al IMperio dando Coba,
y al César que les Mandaba,
Bien se le reverenciaba
y ninguno se Cortaba
al llamarle ¡HIJO DE LOBA!-
Pues la Historia Verdadera
suele ser Bien Puñetera
y la Loba de los Niños,
no Tenía Rabo y Piños,
que era Rústica RAMERA...

Querido Primo y Amigo, Don Antonio.
La Mitología Usada para Explicar Orígenes Divinos y Legendarios es Así de Bromista y Retorcida...
Y lo digo Como Profesional de la Historia...
¡Que Bonito Cuento el de Los Gemelos
de Silvia y Marte!
¡Lástima que si Reascamos un poquito, descubrimos en la Leyenda de Rómulo y Remo, que Marte, Sería sin mucha imaginación, el Jefe de la Guardia que la Princesa Condenada a la Soltería Vitalicia, por su Padre, Temeroso de Profecías Interesadas...
El Mayordomo, no Tiró a los niños al Tiber sino que se los entregó a su Amante, que ERA la LOBA CAMPESTRE.
Ignoro el Nombre de la LOBA BÍPEDA AUTÉNTICA MADRE DE RÓMULO Y REMO, Cuyas Figuras en Actitud de MAMAR, POR CIERTO, NO SON ORIGINALES Y FUERON AÑADIDAS A LA LOBA CAPITOLINA, -De Factura Bastante ETRUSCA -, en el Posterior Renacimiento...
Si un Hombre es Hijo de su Padre y de su Madre, los Romanos, LO FUERON SOBRADAMENTE.
¡Y es que la LECHE DE AQUELLA LOBA DEBÍA DE SER DE AÚPA!
Un Abrazo Primo y Amigo Don Antonio
y que Siga Su Curso la Alegre VIDA.

¡¡RIAU RIAU!!

Aristos Veyrud dijo...

Amigo Antonio primero felicitarle por su papel de Faústulus en la nueva novela de Isabel y también estoy de acuerdo que usted sería el preceptor indicado de los futuros fundadores de una ciudad que se convertiría en imperio.
Segundo que pude comprobar que los conceptos se deslizan y desplazan tanto como las placas continentales, pues por querer ayudar fui presuroso a la sección de imágenes de google y escribí la palabra loba, pero de los animalitos que nos interesaba había muy pocos ejemplares y sí de muchos otros.
Tercero informarle que me gusta efectuar cambios en las páginas que edito y decidí esta vez cambiar imagen y tomar un seudónimo, tal vez usted se acuerde que en un tiempo había un árbol, luego un perro, después aparecí con lentes, después sin ellos, por último con corbata azul y ahora de nuevo otro perro.
Lo del artículo del 13 lo tomé de la red pues con ello empiezo una reflexión acerca de la percepción del ser y su evolución y relación con el idealismo platónico fundamental para la lectura del Zaratustra que llevo adelante. Con las próximas ediciones estoy seguro se sorprenderá.
Bien amigo Antonio reciba usted mis saludos, el año todavía es joven y se viene con grandes acontecimientos los cuales espero seguir compartiendo con usted y demás blogueros.

Natàlia Tàrraco dijo...

Amigo Antonio, antes que nada, agradecida por tu entrada a mi blog acompañado de Horacio.

Que esa escritora, Isabel, nos incluya, !oh marido! en su fabulosa y excitante fundación, me parece un honor extremo, una gozada compartida entre muchos y muchas.
Seré la LUPA, o su símbolo, nutricia o puta, mujer o loba, ambas cosas, esposo Fáustulo, ¿vas a censurarme, pastor de rebaños, administrador cauto, mayoral? Mi condición llama al equívoco y eso me atrae.

Veremos por donde nos conduce la amiga Isabel Romana, en sus manos encomiendo mi Destino. Saludo a la dulcísima Silana, un papel a la medida de la dulcímisa Elena.

!Salve! Antonio, en buena nave embarcamos, aquella que timonea la sabia y maga Isabel, como lo hizo con Dido.
Espero lo que dicten sus letras sin angustia, fascinada, intrigada.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Amiga del alma, Elena, Elena Clásica, Elena Pascual,

Aunque sea con algún retraso, excesivo quizá, contesto muy gustosamente al precioso y extenso comentario que has dejado en mi espacio. Realmente el papel de la ninfa Silana te va de maravilla, porque tú, Querida Elena, eres eso, una ninfa de las aguas, de los ríos, de los árboles, del bosque, de lo que sea. Eres una especie de Espíritu animado, uno de esos que adornan por todas partes Las Metamorfosis de Ovidio, o de los que aparecen en El Bosque Animado de Wenceslao Fernández Flórez, al que con toda seguridad tú conoces mejor que yo, y que fue el autor preferido por mí en mis años adolescentes. Hice incluso un trabajo sobre su humor my gallego y me encantó, entre otras cosas, su Discurso de Ingreso en la Real Academia Española.

Pues eso, Querida Elena, que el papel de Silana te va de maravilla, y ya me gustará a mí que nuestra común amiga Isabel, haga que, aunque sea en la fantasía, tú y yo nos veamos alguna vez en ese bosque preferido por ti, que también lo es por mí, desde el momento que sé que tú lo habitas.

Ten por seguro que Fáustulus desea visitarte y acogerse a tu protección, lo mismo que hace ahora Rhea Silvia.

Así, entre paréntesis, escribo Rhea porque es la palabra en Latín, que a su vez procede del Griego, y a mí me gusta respetar los nombres originales, al igual que Faustulus. Puede consultarse al respecto el Dictionnaire Latin-Français de F. Gaffiot, que es de total garantía.

Pues eso, que nos lo vamos a pasar muy bien y nos vamos a divertir mucho, mi Querida amiga Elena, amiga del alma.

Te envío un abrazo y un beso mágicos.

Antonio (Fáustulus por momentos)

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Muchas gracias, Primo de sangre y amigo Don Old Nick, por su elocuente, riquísimo, elaborado, y yo qué se qué más, comentario, que ha dejado a propósito de los gemelos Romulus Remusque. ¿Qué le le voy a decir yo a Vd., que Vd. no sepa de antemano: pues sencillamente nada, sino limitarme sencillamente a acaparar algo de su Sabiduría inmensa.

Mire Vd., Don Old Nick: pienso yo que la historia de Rhea Silvia, que quedó preñada por obra y arte del dios Marte, no es ni más ni menos que la historia de la Virgen María que quedó en estado de Gracia y Buena Esperanza por obra del Espíritu Santo.

Al menos Tito Livio, según explico en el texto principal, no se tragó el cuento y nos insinúa que de cosas milagrosas por intervención de los dioses nada. Vamos, que la madre de Rómulo y Remo era la propia Larentia, lo que no significa que el padre fuese Fáustulus, sino más bien, que eran de padre casi desconocido.

Vamos, Don Old Nick, que en todas partes cuecen habas.

Le envío un abrazo fraternal y de parentesco de sangre.

Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Amiga Isabel,

Creo que la obra que has emprendido bien se merece que los que tenemos cierta debilidad por la Civilización Greco-Romana pongamos nuestro granito de arena en lo que podamos.

A propósito, que sepas que me encanta figurar como esposo de Larentia (Nuestra común amiga Natàlia), y también me siento muy próximo a la ninfa Silana (Elena Clásica).

Te envío mis mejores augurios y un gran abrazo,

Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Muchas gracias por su comentario y por sus aclaraciones en relación a su nombre, amigo Aristos Veyrud. Es Vd., además de Filósofo, un ser cambiante. Adopta Vd. mil y dos mil formas. Bueno, es una forma de integrase en el eterno movimiento de las cosas, del que tantos y tan grandes pensadores han hablado.

Le envío un cordial abrazo,

Antonio

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Aamigo Don Carlos, Chacien,

Me halagan sus palabras y me gustan sus opiniones, porque es Vd. un hombre con hondo sentido de la Integridad Moral, y sé, porque algo lo conozco, que Vd. es sincero y dice lo que piensa, y, en general, Vd. y yo coincidimos en muchas cosas.

Reconozco que no he conocido de cerca a los lobos ni las lobas de cuatro patas, pero puedo asegurarle que he visto a más de una y de uno que podrían serlo, aunque anden erectos, tengan sólo dos patas, y no pasen de los veinte años. Son cosas de la profesión.

Le envío un cordial abrazo y saludo, que ruego comparta con su padre Don Serapio, al que tanto respeto y admiración le tengo.

Antonio